CUANDO TODO SE ROMPE

(Mt 11,28-30)

 

Por:

Emma-Margarita R. A.-Valdés

 

Cuando todo se rompe,

cuando grita el silencio,

cuando ahogan las lágrimas

por el dolor intenso,

sin decir nada a nadie,

sin lanzar un lamento;

cuando las noches pasan

sin conciliar el sueño

y con el nuevo día

se sabe un dolor nuevo;

cuando todo es mentira,

cuando el mundo es tormento,

cuando se ruega al aire

que se abra un nuevo cielo

derramando su luz

sobre el profundo infierno,

y sigue todo oscuro,

y sigue todo negro,

y ya no hay esperanza,

y ya no hay sosiego,

es cuando en el espíritu

renace el firmamento.

Anuncios